JUAN QUIROGA

Valora este artículo
(0 votos)

“Trabajo en la VTV local desde hace casi ocho años. Vivo en mi propia casa, que construí en una parte del terreno de mis viejos. Quisiera poder seguir estudiando y lograr el título de Contador Público”.

Juan Manuel Quiroga, 26 años, empleado de la planta de Verificación Técnica de Vehículos de Mercedes. En pareja con Fernanda Solange Maidana (25), ama de casa. Dos hijos; Luna Valentina (7) que vive en Luján con su madre y Santiago Tomás (5), que asiste al jardín 903. Hoy nos cuenta algo de su vida, sus gustos, su familia, sus cosas…

¿Tu familia…?

Mis padres son Víctor Valentín, que tiene 58 años de edad y trabaja en la industria frigorífica y Viviana Mariel Verde, de 53 que es comerciante. Tengo tres hermanas; la mayor es Yanina Soledad (32), que es empleada y con su pareja, Ezequiel Cisneros, son padres de Blas; Luciana Estefanía (30), junto a Gastón Espinosa son los papás de Maitena y Francisco. La menor de las tres es mi melliza, se llama Rocío Mariel y está en pareja con Agustín Lescano. Las hijas de ella son Lourdes y Cielo. Soy el padrino de mi sobrina Maitena.

¿Tu barrio…?

Desde que nací y hasta hoy mismo permanezco en el mismo barrio, el Hipólito Irigoyen, con nuestra casa en 59 y 14. Allí mis compañeros de juegos y travesuras han sido entre otros Franco Giovanetone, Sergio Gatti, Cristian Maidana, Diego Ventrelli, Jorge Aranda, Sebastián Capdevilla…(siguen), estando mucho del tiempo libre jugando en la calle a la pelota principalmente.

¿Buena relación con tus hermanas…?

Muy buena y siempre, siendo el protegido en especial de la mayor, que hasta hoy hace lo mismo. En realidad nuestros padres nos inculcaron el sentido de familia, que nos permitió crecer y desarrollarnos en armonía y estando muy juntos para todo.

¿Has sido celoso con ellas…?

Por mi forma de ser, algo retraído, no le he dado importancia a esas cosas y si he sido algo celoso, no se debe de haber notado, lo que por otra parte hizo que mis amigos no se aprovecharan de eso para gastarme un poco.

¿Había límites en casa…?

Los ha habido seguramente, pero creo que no debieron mis viejos, tener que renegar demasiado por nosotros. Recuerdo a mamá rezongando por cosas nuestras, pero nada grave.

¿Tus estudios…?

Hice la etapa de primaria en la Escuela Normal “Justo José de Urquiza”, en la que fueron mis compañeros entre algunos otros Carlos Espíndola, Joaquín Taboada, Vanesa López, “Harry” Espinosa…(siguen), y tengo el recuerdo de uno de nuestros docentes, José Cestari. Para el secundario pasé a la ENET Nº 1 (Industrial), compartiendo esos años conGuillermina Crivella, Bárbara Sayago, Marilina Bustelo, Miguel Cativa, Facundo Tessore, Gonzalo Alzugaray…(siguen), siendo integrantes del cuerpo de docentes Diego Dono, Eduardo Rando, Babore, Frediani, Guerra…

¿Hiciste deportes…?

Siempre me gustó jugar al fútbol y actualmente incluso, cuando tengo tiempo sigo participando, creo que sin desentonar demasiado. Hoy juego en AMEFIP San Martín y el histórico “Culebra Fútbol Club”, los fines de semana, cuando el tiempo me lo permite. En ese grupo están entre otros Ezequiel Cisneros, Carlos Otamendi, Samuel Ayala, Facundo Cisneros, Juan Manuel Resquín, Sebastián Otamendi, Guillermo Lasalle, David Spaltro…(siguen).

¿Has sido bueno con los estudios…?

Me gustó estudiar y cumplir con las cosas de la escuela y el colegio y tuve mucha facilidad para la matemática, aunque en todas las materias me fue bien, debiendo únicamente rendir en febrero del año siguiente al egreso, una materia que no promocioné por muchas ausencias y con el profesor Guerra.

¿No supiste o no pudiste seguir estudiando…?

Quisiera haber podido seguir estudiando y ser contador, cosa que para nada he abandonado definitivamente, pero se dieron cosas encontradas que me cambiaron el horizonte. Debí comenzar a trabajar, ya que estaba esperando a Luna cuando todavía no tenía 20 años. La mamá de nuestra hija es Anabella Barroca (26), que vive en Luján con su pareja actual y naturalmente Luna Valentina. Con Anabella tenemos una muy buena relación y como viene los fines de semana a visitar a su familia, trae a Luna y la puedo ver y compartir en casa muchos lindos momentos. Si no es así, viajo yo a verla a Luján. Los dos chicos se llevan muy bien.

¿Comenzaste a trabajar…?

Claro porque como te dije había que aportar algo de dinero para lo que se venía, de manera que por intermedio del “Pica”, que trabajaba en el Semanario Protagonistas, pude ingresar para la tarea que se hacía entonces, la “doblada” de los ejemplares, porque en ese tiempo se imprimía y armaba en el propio taller. Tengo un muy buen recuerdo de esos años, porque ese trabajo tenía sus secretos y se debía adquirir mucha práctica, que apreció unos meses después de empezar. Durante todo ese tiempo me sentí muy bien por el trato recibido de mis compañeros y de Ricardo Iribarne, Claudia y Karina Ibaldi. Mis compañeros de trabajo eran José “El diente” Sieyra, Roque Sequeira, el “Rata” Wimber.

¿Hasta cuándo trabajaste en el semanario…?

Estaba en eso cuando por intermedio de Facundo Cisneros, me presenté en la plata de VTV, que entonces estaba en Avda. 2 entre 15 y 13. Tuve la buena suerte de que tomaran a prueba primero y cuando se cumplió el plazo, me dejaron efectivo, justo en la época del año en que el trabajo es más demandante, en verano. Eso fue en 2010, lo que hace que esté a punto ya de cumplir 8 años en la empresa.

¿Dónde vivís…?

En una parte del terreno de mis viejos, pude construir mi propia casa y allí estoy con Fernanda y Santiago, muy cerca además de ellos que siguen dándonos su apoyo incondicional. La casa está ya casi lista.

¿Compañeros de trabajo…?

Cuando ingresé, la planta estaba a cargo de Jonatan Evangelista, que es de Lobos y que ahora trabaja en la planta de esa ciudad. Los otros son Facundo (Cisneros), Walter Gallo, Andrés Marenco yLisando Martín Mainetti que es el Ingeniero Jefe. Otro que se sumó en los últimos meses es Marcelo Mosca.

¿Qué hiciste con el primer sueldo que cobraste…?

Como ya es costumbre y vos lo sabés muy bien, tuve que hacerme cargo del asado que comimos en lo de Confente, en cuyo galpón funcionaba en ese tempo la Planta de la empresa.

¿Hoy están en la Ruta Nacional Nº 5 no es cierto…?

Si. Ya hace un buen tiempo que funcionamos en las proximidades de la rotonda de ingreso a la ciudad. Es un lugar espacioso y que permite una mejor prestación de los servicios. Cuando se terminen las obras viales que están en ejecución, la comodidad para los conductores y para nosotros mismos va a ser mejor todavía.

¿Qué hacés en la planta…?

Por la mañana estoy en la parte técnica del control de vehículos, es decir que recibo las unidades ya realizado el trámite de la documentación. De allí el vehículo pasa a la última etapa para obtener el visto bueno y la oblea que corresponda. Por la tarde, reemplazo en lo administrativo a Facundo que es quien está por la mañana.

¿Te gusta tu trabajo…?

Me gusta mucho porque además trabajamos en un ambiente muy bueno y de sana camaradería. Se conoce mucha gente y me gusta informar a los usuarios sobre el estado de sus vehículos.

FUERA DE JUEGO

Soy hincha de River.

Tengo varios amigos y no puedo mencionar a ninguno en especial.

La comida preferida es el pastel de papas que hace mi vieja. Me gusta el fernet.

Por lo algo retraído que soy, parezco antipático, pero no lo soy.

Soy responsable y trabajador.

Fernanda es muy luchadora y lo que tenemos es porque ella ha estado siempre al pié del cañón.

A veces, por su fuerte carácter opuesto al mío, es algo calentona.

Me gusta estar en familia y eso lo logré por el ejemplo de mis viejos que son maravillosos, al igual que el resto de la familia. é por el ejemplo de mis viejos que son maravillosos, al igual que el resto de la familia.

Quiero poder comenzar la carrera alguna vez y ser Contador Público.

Visto 722 veces
Hector Espina

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscripción

Para recibir el Semanario envienos su suscripcióm a traves de correo, facilitándonos los datos. Y a la brevedad lo contactaremos. Tambien puede escribirnos en la sección contacto, por sugerencias, o lo que usted crea conveniente.

Twitter