La ciudad 994

El Qunita había pasado dos veces por el Concejo

Martes, 04 Julio 2017 08:03 Escrito por

Dos expedientes fueron tratados en el HCD. El primero que intentaba frenar la destrucción pretendida por la Justicia no tuvo acompañamiento. Más tarde se logró un pedido de informes al Ministerio de Salud. Respondieron que iban a disponer de los elementos del plan finalizadas las actuaciones judiciales.


El controvertido plan nacional volvió a escena luego que un Tribunal Federal resolvió que los kits, a excepción de la cuna y bolsa de dormir, sean redistribuidos por el Ministerio de Salud de la Nación. El intendente Ustarroz reaccionó rápidamente y pidió una tanda para la comuna.


Tras el encuentro que se produjo en el despacho del titular del Departamento Ejecutivo, ya en un clima más distendido, requerimos algunos testimonios de los  participantes convocados, y en términos generales expresaron que de cumplirse ese acuerdo era inevitable no estar de acuerdo con los términos del acta, no obstante esos aspectos deben tener un correlato con la realidad en el marco de una campaña que apenas está comenzando. El representante de la agrupación 25 de Mayo, Francisco Cardozo, sostuvo que era una idea que sumaba mucho para la ciudad, “que va en el compromiso y en la buena fe de cada agrupación política, lo firmamos todos y ahora sólo hay que cumplir”. Por su parte la precandidata del Frente Justicialista, Aldana Chávez, señaló, “es bueno que nos juntemos para ponernos de acuerdo en el cuidado de la ciudad, sabemos que se hace mucho esfuerzo para que esté limpia, y también para que entre todos nos respetemos, porque hay fuerzas que hacemos mucho sacrificio para poder lograr una pintada o pegar un afiche, yo estoy muy contenta con la iniciativa”. Sabrina Selva, la cabeza de lista de 1Pais, dijo sobre la propuesta del Ejecutivo que estaba buena, “creo que no ensuciar la ciudad es algo que viene demandando la ciudadanía, hemos asumido los compromisos que firmamos. Hablábamos que a veces la militancia lo entiende de otra manera pero bueno, vamos a hablar porque si bien no es fácil tampoco es imposible”. El representante de Cambiemos, Esteban Biaginni, aseguró que quedaba en el compromiso de cada fuerza política no caer en la hipocresía, “no plantear una cosa y después hacer todo lo contrario, nosotros desde 2015 asumimos ese compromiso sin afiches ni pintadas y utilizamos otras alternativas. Por eso no nos cuesta firmar esta acta porque ya veníamos trabajando en ese sentido. Yo apelo a la honestidad de los dirigentes, no sea cosa que cuando colguemos un pasacalle a los quince minutos desaparezcan, por eso creo que es responsabilidad de cada fuerza política bajar calma a su militancia”, concluyó.


La convocatoria efectuada por el Ejecutivo consiguió el respaldo de la totalidad de los candidatos locales. Se rubricó un acta de entendimiento para respetar los espacios públicos, tener como regla el respeto mutuo y exponer ideas, propuestas y proyectos por sobre otros contenidos. Buena repercusión.


En un nuevo aniversario de la ciudad se llevó a cabo el acto protocolar conmemorando los 265 de existencia de nuestro partido. Fue en la Plaza Rivadavia donde se encuentra la pirámide alusiva. El intendente Juan Ignacio Ustarroz encabezó el acto que contó con la participación de representantes institucionales, funcionarios, vecinos y concejales. Se procedió a la colocación de ofrendas florales.

El Colegio de Escribanos, el Concejo Deliberante y el Departamento Ejecutivo fueron quienes colocaron ofrendas florales a cargo de Oscar Albini y Carlos MIlhomme, Juan Ustarroz y la Inspectora Educación Estatal Adriana Miravalles.

Se contó con las banderas de ceremonia de la Escuela Agrotécnica, Santa María, Scout San Vicente de Paul y Bomberos Voluntarios. También acompañó el encuentro el Diputado Nacional Carlos Selva.

El intendente Ustarroz remarcó que “es muy importante conocer nuestra rica historia, cómo hemos construido como sociedad este presente que lleva 265 años y que es tan rico que aún seguimos también descubriendo nuestra idiosincrasia” y que es importante también el concepto de identidad, para “poder proyectar una ciudad mejor, que tenga espacios para todos, con valores de respeto, solidaridad, de fraternidad, de unidad y que podamos ejercerlo diariamente” apelando a todos los vecinos en este día tan importante.

En el marco del nuevo aniversario fue también que se lanzó el portal “Descubrí Mercedes” donde se puede realizar un paseo virtual y un recorrido por la historia y el presente de la ciudad, con imágenes aéreas, audios, fotos y textos bien mercedinos. Se puede visitar en “descubri.mercedes.go.ar” y tiene un gran valor educativo.


Javier Casaretto, concejal mandato cumplido en nuestra ciudad, también fue otro de los mercedinos, detenidos durante la dictadura. En las últimas horas, a partir de las detenciones de los represores fue consultado sobre el tema. “En el año 1977,  es cuando se concreta mi secuestro y detención. Junto con otras personas seguíamos realizando actividades políticas en la Juventud Peronista, recordando que en esos momentos había cosas que no se podían hacer – que hoy son normales – y que por eso podías sufrir un castigo” inició Casaretto.

Recordó que el 28 de septiembre de dicho año y cuando se encontraba en una quinta de su tía, ya después de la media noche, es sorprendido mientras dormía por un grupo de personas, en su mayoría encapuchados, y quienes esa misma noche realizaron distintos operativos en diferentes puntos de Mercedes. “Ahí fue que nos secuestran” enfatizó Casaretto, agregando que “en el camino me dijeron, ahora vamos a buscar a tu amiguito, quien es Arturo Chillida. Vi cómo llegamos hasta la casa de él, cómo comenzaron el operativo y en ese momento me hicieron bajar la cabeza porque seguramente presumían que yo estaba mirando demasiado… después en el momento en que nos trasladaban recuerdo que levanto al cabeza y veo la Plaza San Martín, creía que era la última vez que la veía. Éramos jóvenes pero no tan ingenuos, sabíamos que podían ocurrir esas cosas. Sabíamos lo que estaba ocurriendo, pero nosotros seguíamos teniendo actividad política. El grueso de las desapariciones se dieron durante 1976 y en los primeros seis meses de 77, la inmensa mayoría, más aún, la inmensa mayoría de los muertos, por eso creo que tuvimos un poco de suerte nosotros…”.

Casaretto siempre sospechó que por el tiempo del recorrido tras el secuestro, fu conducido al campo del Regimiento, cercano al Tiro Federal. “Nosotros lo suponíamos porque era un lugar de ellos, y ahí estuvimos durante toda una primera noche, donde nos interrogaron. Ahí me entero que también estaba Juan Carlos Benítez, quien junto a Arturo eran compañeros de militancia, sin poder verlos”, explicó.

Más adelante señaló que pudo conocer tiempo después que una de las personas era el ya detenido Del Río. “Tengo toda la sospecha que Sánchez Zinny formaba parte de eso, por los datos que tiempo después me dio Arturo, porque él había hecho un año antes que nos detuvieran el servicio militar, y por consiguiente, los conocía… yo al que siempre identifiqué fue a Del Río…” enfatizó.

Casaretto, Chillida y Benítez estuvieron en el espacio conocido como “El Vesubio”, uno de los centros clandestinos durante la dictadura, donde permanecieron unos 20 días. Sobre dicho centro, Casaretto precisó: “He escuchado su comparación con el infierno, y la verdad que no se me ocurre algo mejor. Uno no puede decir lo que es el infierno, pero uno imagina un lugar horrible, y este era el lugar más horrible, en cualquier sentido…”.

Más adelante contó que fue el propio Del Río quienes les comunicó que iban a ser trasladado a “un lugar especial”. “Yo pensé que nos iban  matar” sostuvo Casaretto. Fueron conducidos a un lugar que creen fue el campo del Regimiento y al día siguiente trasladados al Regimiento de Infantería 6, ubicado en 29 y 2. Allí, uno de los militares le manifestó que debía olvidarse de todo lo que había vivido en los días previos. “Palabras más, palabras menos, dijo algo así como, mirá si alguna vez nos encontramos en la calle y vos me miras en tono desafiante, yo te pego un tiro en la cabeza, como para que me quedara claro quién era él”, dijo. Inmediatamente lo condujo a un espacio donde se encontraban su padre y el sacerdote Antonelli, quien mucho había hecho para que no los asesinaran.


Durante la última dictadura militar el hoy concejal Benítez fue uno de los mercedinos que permaneció en un centro clandestino de detención y que sufrió  tormentos por parte de los represores. El edil explicó que recuerda la figura de uno de los integrantes de estos grupos de tareas. Consultado sobre las últimas detenciones definidas por el juez Rafecas explicó: “Creo que ellos están detenidos por haber pertenecido a los denominados grupos de tareas. En lo particular y en mi vieja declaración de 1984, inclusive antes del juicio a las Juntas, yo declaré en el Tribunal Provincial de Morón, donde era juez el Dr. Ruiz Paz, y se mencionó la presencia de uno de ellos que es Serapio Del Río, quien creo que el año pasado fue detenido en Tucumán. Él era uno de los jefes operativos de los grupos de tarea, no sé si el único, pero era así. Tuve ocasión de verlo cuando soy sacado del centro clandestino, rumbo al regimiento de Mercedes, donde por acuerdo con mi familia fui presentado en calidad de Presentado, es decir presentado voluntariamente. Y recuerdo la crueldad de este hombre, de golpear a personas que estaban encapuchadas, que era yo, y su tono absolutamente amenazador que sería lo de menos, pero es la persona que identifico, de las otras personas no puedo dar testimonio…”.

Por otra parte, Juan Carlos Benítez volvió a hablar sobre su teoría que en el campo militar ubicado en las afueras de Mercedes pueden existir restos enterrados de personas desaparecidas. “Siempre tengo la impresión que en ese lugar hay gente enterrada, no sé en qué lugar porque el predio tiene cerca de 400 hectáreas. Y a esto lo deduzco porque a la vez que fuimos liberados los tres –Casaretto, Chillida y yo - también en ese mismo vehículo trajeron a otras dos personas, uno era un hombre ya mayor, me acuerdo que se llamaba Antonio Potenza, quien trabajaba en la cocina de la confitería Los Dos Chinos, en Constitución; y el otro era un maestro, lo único que recuerdo era su apodo – Lalo -, un maestro jujeño que estaba en el Gran Buenos Aires, y a esas personas que salieron con nosotros están hoy en calidad de desaparecidos, por lo que en algún momento del trayecto, deben haber sido ajusticiado porque evidentemente no aparecieron más”, sostuvo Benítez.


Se trata de Emilio Morello, Martín Sánchez Zinny y Luis Fernández. Se los investiga en la desaparición de 32 militantes del Ejército Revolucionario del Pueblo y los entienden responsables de casos de secuestros y torturas. También estarían implicados en la desaparición de la madre de los hermanos García, ambos periodistas actualmente, y la hermana y la cuñada del cantante Víctor Heredia.


Se trata de Ana Teresa del Valle Aguilar, quien estudiaba medicina en la UBA y en marzo del 77 fue asesinada por la dictadura. Gracias a un nuevo trabajo del cuerpo argentino de Antropología Forense se llegó a la identificación con muestra de ADN de su hermano que reside en esta ciudad.


La acción judicial se concretó el pasado viernes. Abogados del municipio admitieron que se toparon con una situación que no tenían prevista: la licencia del Juez Federal. Los expedientes se derivan a la Justicia de Morón y esto podría derivar en mayores plazos.


Página 6 de 71

fmciudad

android Blackberry Iphone mediaplayer quicktime winamp

aviso cancun

aviso rusticos

moha papa

comisiones

VERSUS papa1

Mercedes275x350

Conéctese

Búsquenos en Twitter
Like en Facebook
Estamos en Google+
Subscribase RSS Feeds
Contacto

 

lares flash

Suscripción

Para recibir el Semanario envienos su suscripcióm a traves de correo, facilitándonos los datos. Y a la brevedad lo contactaremos. Tambien puede escribirnos en la sección contacto, por sugerencias, o lo que usted crea conveniente.

Twitter